Categoría: Articulos

Exclusivo de AP: Selena Gomez: Big Tech ‘saca provecho del mal’

Exclusivo de AP: Selena Gomez: Big Tech ‘saca provecho del mal’
Horas después de que un grupo furioso de partidarios de Trump tomara el control del Capitolio de Estados Unidos en una violenta insurrección, Selena Gomez señaló como culpables a Big Tech*.

«Hoy es el resultado de permitir que las personas con odio en sus corazones utilicen plataformas que deben usarse para unir a las personas y permitir que la gente construya una comunidad», tuiteó la cantante/actriz. «Facebook, Instagram, Twitter, Google, Mark Zuckerberg, Sheryl Sandberg, Jack Dorsey, Sundar Pichai, Susan Wojcicki; todos han fallado al pueblo estadounidense hoy y espero que vayan a arreglar las cosas en el futuro». 

Es tan solo el último esfuerzo de Gomez, de 28 años, en el que llama la atención sobre el peligro de las compañías de internet. Según los críticos, se han beneficiado de la desinformación y el odio en sus plataformas. Gomez ha estado llamando a Big Tech durante meses, públicamente en las mismas plataformas en las que está luchando, y en privado en conversaciones con los grandes de Silicon Valley*.

En una entrevista exclusiva con The Associated Press el 6 de enero, pocas horas antes del motín del Capitolio, Gomez dijo que se ha sentido frustrada por lo que ella considera como la deslucida respuesta de las compañías. Tienen que «dejar de hacer lo mínimo».

«No se trata de mí contra usted, un partido político contra otro. Se trata de la verdad contra las mentiras y Facebook, Instagram y las grandes empresas tecnológicas tienen que dejar de permitir que las mentiras fluyan y finjan ser la verdad», dijo Gomez en una entrevista telefónica desde Nueva York. «Facebook sigue permitiendo mentiras peligrosas sobre las vacunas y COVID y las elecciones estadounidenses, y los grupos neonazis están vendiendo productos racistas a través de Instagram. Basta ya», dijo.

Los representantes de Facebook y Twitter se negaron a hacer comentarios. Google no respondió a una solicitud de comentarios de AP.

Gomez es una de las crecientes celebridades que utilizan sus plataformas para llamar a las redes sociales, incluyendo Sacha Baron Cohen, Leonardo DiCaprio, Jennifer Lawrence, Kerry Washington y Kim Kardashian West.

Gomez se apasionó por el tema en 2017 cuando una chica de 12 años comentó en una de sus publicaciones en Instagram: «Muérete».

«Ese fue mi punto de inflexión», dijo. «No podía manejar lo que estaba viendo.»

Los expertos en redes sociales han argumentado que empresas como Facebook y Twitter desempeñaron un papel directo en la insurrección del Capitolio, tanto al permitir que se hagan planes para el levantamiento en sus plataformas como a través de algoritmos que permiten que teorías de conspiración peligrosas se tomen en fuga. Eso es a pesar de que los ejecutivos, como Sandberg de Facebook, han insistido en que la planificación de los disturbios tuvo lugar en gran medida en otras plataformas más pequeñas.

«La planificación operativa estaba sucediendo en espacios que Selena, por ejemplo, estaba identificando a Sheryl Sandberg de antemano diciendo: ‘Sabes, necesitamos hacer algo sobre el extremismo supremacista blanco en línea y su capacidad de formar un grupo en Facebook y hablar felizmente entre sí, planear lo que van a hacer a continuación'», dijo Imran Ahmed, CEO del Centro para la Lucha contra el Odio Digital , que ha ayudado a educar a Gomez sobre la desinformación en línea.

En correos electrónicos compartidos exclusivamente con la AP, Gomez le dijo a Sandberg en septiembre que «una búsqueda de un grupo de milicianos ‘Tres Percenters’ resulta en docenas de páginas, grupos y videos enfocados en personas que esperan y se preparan para la guerra civil, y hay docenas de grupos titulados ‘materia de vidas blancas’ que están llenos de odio y mentiras que podrían llevar a las personas a sufrir o , lo que es peor, ser asesinadas.»

Eso es a pesar de que Facebook prohibió a los grupos de milicianos con sede en Estados Unidos su servicio en agosto.

En el mismo correo electrónico, Gomez también habla de varios anuncios con mentiras sobre el fraude electoral que se permite permanecer en Facebook e Instagram y preguntas por qué se estaba permitiendo.

«No puedo creer que no puedas revisar los anuncios antes de ganar dinero, y si no puedes no deberías estar beneficiándote de él», escribió. «No solo estás haciendo nada. Está cobrando de la maldad».

En una respuesta por correo electrónico a Gomez, Sandberg defiende los esfuerzos de Facebook para eliminar contenido dañino, diciendo que la plataforma ha eliminado millones de publicaciones por discurso de odio, y prohíbe los anuncios que son divisivos, inflamatorios o desalientan a las personas a votar. No se dirigió directamente a los ejemplos publicitarios a los que Gomez señaló.

«Está diciendo lo que la gente quiere oír», dijo Gomez sobre sus interacciones con Sandberg y Google, entre otros. «Creo que en este punto todos hemos aprendido que las palabras no coinciden a menos que la acción vaya a suceder».

Tras la violencia en el Capitolio de los Estados Unidos, las empresas tecnológicas hicieron algunos de sus mayores cambios hasta la fecha.

Facebook, Instagram, Twitter y otras plataformas prohibieron al presidente Donald Trump, criticando a algunos, incluyendo la Unión Americana de Libertades Civiles, que fue censura, y elogios de otros que dicen que el presidente abusó de su plataforma al alentar la violencia.

En un hilo que defiende la prohibición de Trump de Twitter, el CEO Jack Dorsey dijo que «el daño fuera de línea como resultado del discurso en línea es demostrablemente real, y lo que impulsa nuestra política y aplicación sobre todo».

Además de prohibir a Trump, Facebook ha estado eliminando videos y fotos de los alborotadores del Capitolio. La compañía también añadió texto en los puestos que cuestionan la elección, confirmando que Joe Biden ha sido elegido legalmente, y diciendo que estaba tomando medidas de cumplimiento contra movimientos sociales militarizados como QAnon.

Si bien los cambios son positivos, son «solo una gota en el cubo», dijo Jeff Orlowski, director de «El dilema de las redes» de Netflix, una popular película de 2020 que mostró cómo la búsqueda de beneficios de Silicon Valley podría representar una amenaza existencial para la democracia estadounidense.

Voces como la de Gomez pueden ser de gran ayuda para transmitir el mensaje, considerando sus cientos de millones de seguidores, dijo Orlowski.

«Piensa en los ingresos publicitarios de cada publicación de Selena Gomez. Piensa en los ingresos publicitarios de cada publicación de Donald Trump, los ingresos publicitarios de cada publicación de The Rock o de quien sea», dijo. «Esas personas están generando literalmente millones de dólares para estas empresas… Las 20 personas top de Instagram tienen probablemente la mayor influencia sobre Mark y Sheryl en comparación con cualquier otra persona hasta que finalmente el Congreso en su conjunto obtiene suficiente impulso y energía para armar algunas leyes».

Orlowski y Ahmed dijeron que buscan reformas en la administración de Biden, incluida una medida que haría que las empresas de redes sociales se responsabilicen de las publicaciones que permiten, un esfuerzo que ha ganado impulso y ha obtenido apoyo bipartidista.

«La pregunta ya no es ‘¿Va a haber un cambio'», dijo Ahmed. «La pregunta es: ‘¿Qué tipo de cambio vamos a conseguir?'»

Mientras tanto, Gomez promete seguir luchando mientras tenga un pedestal.

«Mientras tengo esto, voy a hacer cosas buenas con él», dijo. «Creo que ese es mi propósito.»

 

*Big Tech: es una de las empresas más grandes y dominantes en la industria de tecnología de la información de los Estados Unidos, a saber, Amazon, Apple, Google, Facebook, Twitter y Microsoft.
*Silicon Valley: es una de las área localizada en San Francisco, siendo la sede de muchas compañías emergentes y globales de tecnología.

Selena Gomez comparte sus dificultades para ayudar a otros: «Quiero que la gente sepa que no están solos»

Selena Gomez comparte sus dificultades para ayudar a otros: «Quiero que la gente sepa que no están solos»

Durante el último año, Selena Gomez – una de las cuatro estrellas que recibe la denominación Persona del Año por People – ha encontrado una base sólida pie como defensora de la salud mental, la igualdad racial y la positividad corporal

En un año en el que muchos se han sentido perdidos, Selena Gomez encontró un nuevo propósito.

A principios de 2020, la superestrella del pop de 28 años, lanzó su esperado tercer álbum  de estudio, Rare, su álbum más personal hasta la fecha que debutó en el Número 1. Pero apenas unas semanas después, Gomez abandonó los planes de promoción para su último trabajo en el momento en el que la pandemia comenzaba a cerrar el país. No se quedó inactiva por mucho tiempo.

Después de que estallaran las protestas contra la brutalidad policial en todo el país durante el verano, Gomez compartió su cuenta de Instagram, con sus 195 millones de seguidores, a activistas como la co-creadora de Black Lives Matter, Alicia Garza y la fundadora de Black Trans Circles, Raquel Willis.

«Fue sin pensarlo», dice Gomez en la portada de esta semana, donde ella y otras tres estrellas son denominadas como Persona del Año por People. «Tenía sentido para mí aprender y aprender de las mejores personas».

La estrella continuó mostrándose abierta acerca de sus luchas con la depresión y la ansiedad, compartiendo cómo al principio se sentía desesperada y a veces incapaz de levantarse de la cama.

Más tarde, cuando lanzó su línea de maquillaje inclusivo, Rare Beauty, en septiembre, se comprometió a recaudar 100 millones de dólares en los próximos 10 años para proporcionar recursos de salud mental a comunidades desatendidas.

«Siento que Rare Beauty no hubiera sido [posible] hace tres o cuatro años. Ahora entiendo lo que se siente al estar al otro lado, comparándome a mí misma o pensando que necesito parecerme más a alguien o más bien para encajar», dice la artista. «Puede afectarte, seguro. No todos somos de cierta manera, y no estamos destinados a serlo. Es justo decir que no estoy al 1000 por ciento cada día con mi público», añade. «No es fácil para todos, y quiero que la gente sepa que no están solos».

Antes de las elecciones presidenciales, Gomez también se dejó oír sobre la votación, revelando que estaba ejerciendo su derecho a votar por primera vez en 2020. También dio a conocer los mensajes de las mujeres que la inspiraron en 2020, incluyendo a la vicepresidenta electa Kamala Harris, Michelle Obama y la fundadora de Fair Fight, Stacey Abrams.

«He tenido que lidiar un montón con [el racismo] creciendo, especialmente por mi padre [que es mexicano]. Cuando llegaba el momento de decirle a la gente que votara, sentí que era mi deber», dice. «Ser testigo de mujeres fuertes que han hecho grandes cambios que no podía imaginar que fueran posibles fue un pellizco (la hizo darse cuenta), y estoy muy agradecida».

Selena responde a preguntas de Bad Bunny, Elle Fanning y más para la revista Dazed

Selena responde a preguntas de Bad Bunny, Elle Fanning y más para la revista Dazed

Selena es la portada de la edición de primavera de la revista británica Dazed. Podéis adquirirla desde ya a través de su página web.

A continuación os dejamos con la entrevista íntegra traducida, donde Selena es preguntada por amigos como Petra Collins, colaboradores como Katherine Langford, Elle Fanning, Jim Jarmusch, Timothée Chalamet o Tainy y fans a las que sigue en Instagram.

De vuelta con un nuevo álbum, la estrella del pop profundiza en el activismo de la inmigración, la identidad latina y su canción favorita de karaoke, con preguntas de artistas como Timothée Chalamet, Jim Jarmusch y Yara Shahidi, además de sus mayores fans de todo el mundo.

Esta era la paradoja de la autenticidad de las celebridades en los años 2010: sabíamos que se construía una imagen, pero la necesitábamos, queríamos que fuera real a toda costa, y sabíamos que esta necesidad distorsionaba el objeto de nuestro deseo, pero no nos preocupábamos o no podíamos preocuparnos, y lamentábamos que no fuera posible preocuparse suficientemente cuando realmente importaba. En este paisaje, Selena Gomez hizo lo imposible. Se convirtió en una estrella del pop que todavía se siente completamente verdadera, que comenta su fama de una manera menos postmoderna, y más como lo que te imaginas que diría una amiga si estuviera pasando por lo mismo. Es la superestrella de aspecto más normal de todos los tiempos, guapa, sexy y fría al mismo tiempo, retro y contemporánea, resolviendo contradicciones a diestro y siniestro. Y, si alguna vez se siente artificial, lo dirá ella misma: «Es demasiado agotador interpretar un personaje con algo tan personal como la música», explica Gomez cuando hablé con ella la semana en la que se estrenó su nuevo disco sexy y balear, Rare, para una entrevista donde sus amigos músicos, actores, activistas y fans le hacen las preguntas. «No puedo ser nadie más, es la verdad».

La carrera de Gomez se desarrolló a lo largo de carriles tan específicos de una generación que casi definen la explosión (y perversión) de la maquinaria de la fama de una época. Primero fueron Barney & Friends, Disney y Los magos de Waverly Place, y sus primeros discos con Selena Gomez & the Scene. Luego, cuando Gomez se convirtió en una gran estrella del pop en solitario, Spring Breakers de Harmony Korine señaló un cambio hacia la feminidad y una pureza más precaria. No olvidaremos fácilmente su sinceridad al hablar de sus problemas de salud mental, su lucha contra el lupus o el trasplante de riñón de su mejor amiga. En 2016, cuando Instagram parecía haber consolidado completamente su dominio de la realidad, se convirtió en la persona más seguida del mundo en la plataforma, y luego habló decididamente sobre la incompatibilidad de la aplicación con un sólido sentido del yo. Más recientemente, produjo una serie documental de Netflix, Living Undocumented, que pone de relieve el terror de la agencia fronteriza estadounidense Ice a través de historias reales de familias aplastadas por la política de inmigración de Trump, inspiradas en la inmigración de su propia familia a los Estados Unidos. Gomez es sincera sobre las cosas difíciles: son sus temas, y son legítimos.

Al mismo tiempo, la vida de Gomez no es un trauma pornográfico. No es una invitación lasciva a maravillarse ante una herida abierta. En cambio, Gomez se queda con los problemas. Dice abiertamente que nunca mejorará del todo, siempre estará trabajando en ello, y eso está bien. Evita esas variedades de la feminidad contemporánea que se nos venden como revolución cuando no lo son, y lo hace de manera casual y con toda su habitual sinceridad. Me recuerda al querido presentador de televisión para niños, el Sr. Rogers, en la forma en que habla directamente a todos, a la especialidad universal de cada uno de nosotros. Ella siente nuestro dolor, y nosotros sentimos el suyo; una nueva década está comenzando, y vamos a crecer con ella, juntos. Selena: te queremos. ¡Eres rare!

 

Elle Fanning: ¿Cuál es la primera canción que recuerdas haber cantado?

Selena Gomez: ‘Magic’ de Pilot cuando tenía 14 años. ¡Oh Dios, fue bestial! Me vuelvo loca sólo de pensarlo.

Petra Collins: Si pudieras hacer un papel en cualquier película de terror, ¿cuál sería?

Selena Gomez: Probablemente Alfred Hitchcock, Psycho.

Yara Shahidi: ¿Cuál es una de tus fuentes de inspiración que puede sorprender a la gente?

Selena Gomez: ¡Mi mejor amiga, Petra, me inspira salvajemente! Y también mi dolor. (risas) ¡Mi corazón!

@sexlikeselena: ¿Cuál fue la parte más aterradora de lanzar un álbum después de cuatro años?

Selena Gomez: Que a nadie le gustara y que mi carrera como cantante se acabara. Realmente pensé eso. Trabajé muy, muy duro en este álbum. Podría haber salido y haber fracasado completamente, y entonces es como, bueno, ¿qué pasa ahora? Habría cuestionado todo porque dudo de mí misma y ahí es donde habría terminado, en una espiral. Así que me alegro de que vaya bien. Pero hice todo lo que pude para que fuera lo más personal y real posible.

Finneas: Como cantante que ha estado actuando profesionalmente durante más de una década, ¿qué es lo que recuerdas de tus comienzos y amas, y qué te hace sentir avergonzada?

Selena Gomez: Para la primera parte de la pregunta, diría que (amo) mi inocencia. Para la segunda parte, mi estilo. Mi estilo de música y mi estilo en general. No fue una gran combinación. Estoy orgullosa de toda la música que lancé, por supuesto, pero era una época tan diferente que a veces cuando la escucho, me digo: «¡Oh no!» (risas)

Jim Jarmusch: Me encanta tu voz y tu estilo vocal. ¿Te inspiras en cantantes de épocas anteriores a la tuya?

Selena Gomez: Me encanta la ternura suave y ahumada de las voces de épocas anteriores. Me paso escuchando a Billie Holiday, Patsy Cline, Carole King y Ella Fitzgerald todo el tiempo, específicamente por los distintos tonos de sus voces.

Timothée Chalamet: Si pudieras trabajar con cualquier cineasta del pasado o del presente, ¿quién sería?

Selena Gomez: Martin Scorsese, sin duda alguna.

Halima Aden: De embajadora a embajadora, ¿cuál ha sido uno de tus recuerdos favoritos en tu trabajo para Unicef?

Selena Gomez: Uno de ellos es cuando hice fotos con mi móvil junto a los jóvenes (en Chile) y se las enseñé y estaban emocionados. Nunca habían visto una fotografía de ellos mismos. Incluso el agua era de tan mala calidad que nunca habían visto su reflejo. Recuerdo que fue un momento tan dulce porque, por supuesto, estamos haciendo todo lo que podemos para ayudarlos, proporcionando agua potable, educación, construcción de escuelas, hospitales, pero cuando estás cara a cara con estos niños, ya sabes, jugando al fútbol con botellas de plástico envueltas en gomas elásticas, verlos tan felices es realmente especial. No juego muy bien al fútbol… pero puedo fingir. (Risas)

Bad Bunny: Tienes un apellido latino por tu padre: como estrella mundial, ¿sientes que representas a los latinos a pesar de que tu música la cantas en inglés?

Selena Gomez: Un mil por ciento. Siempre hablo mucho de mis raíces, en lo que respecta a la inmigración, y sobre que mis abuelos tuvieran que cruzar la frontera ilegalmente. Yo no habría nacido (si hubiese sido de otra manera). Tengo un gran aprecio por mi apellido. También he reeditado mucha música en español, y eso es algo que va a suceder otra vez. Así que hay mucho más que me gustaría hacer porque no me lo tomo a la ligera, es un gran honor.

Natascha Elena Uhlmann: Gracias por tu vulnerabilidad al compartir las experiencias de tu propia familia con la inmigración. Mi madre llegó a los EE.UU. indocumentada y me aterroriza lo hostil que se ha vuelto el mundo desde entonces. ¿Cómo equilibras la importancia de compartir nuestras experiencias con el sistema, dándole un rostro humano, con el miedo a poner en riesgo a nuestros seres queridos?

Selena Gomez: Definitivamente es aterrador, pero creo que a veces tienes que hacer las cosas que te asustan para revolucionar a la gente. Mi objetivo era simplemente humanizar a mi gente, porque los llamaban extraterrestres, criminales, y ni siquiera puedo imaginar lo que estos niños a los que están separando de sus familias están pasando. Es algo que los va a traumatizar por el resto de sus vidas. Y parece algo salvaje; da miedo, pero creo que hay que hablar de ello, así que por eso firmé para hacer el proyecto (Living Undocumented) que abordaba un tema tan importante.

Brianna Capozzi: Si pudieras apretar un botón hoy y deshacerte de Instagram por completo, ¿lo harías?

Selena Gomez: ¡Oh Dios! Creo que a mucha gente no le gustaría que dijera que sí. (Risas) Si pudiera encontrar un medio equilibrado y feliz sería genial, pero mentiría si dijera que no está destruyendo a personas de mi generación y su identidad. Es una de las razones por la que llamé a mi álbum Rare, porque hay mucha presión para que todos sean iguales que los demás. Me asustaba volver, los primeros cuatro días me dije: «No, no hay manera de que pueda conseguirlo». Lo que hago ahora es entrar cuando siento que lo necesito, y luego me desconecto, no me tomo el tiempo para explorar o mirar nada más.

Anna Chai: ¿Te arrepientes de algo?

Selena Gomez: No. Quiero decir, hay ciertas cosas que desearía que no me hubieran pasado. Pero sin ellas no habría sido la voz que soy para la gente que ha pasado por lo mismo. Sabes, al pasar por lo del lupus y el trasplante de riñón, estaba lidiando con la fama y con el desgarro, lidiando con la depresión, la ansiedad y otros problemas de salud mental que tenía. Todo era un poco confuso. Cuando salió el single Lose You to Love Me, me quedé atrás y tuve ese momento de: ‘Oh… es un gran motivo por el que me he esforzado tanto. Esta es la razón». Pude lanzar una canción que espero que ayude a superar los problemas personales de algunas personas, o que les haga saber que no están solos. En realidad, lo estaba dejando ir personalmente y cuando eso sucedió algo dentro de mí cambió. Y es por eso que estoy agradecida por los capítulos de mi vida. No digo que vaya a ser fácil a partir de ahora, pero tengo mucha más fuerza y mucho más coraje y una voz más grande para defender lo que merezco.

Nicolas Ghesquière: Selena, tienes un gusto tan individual en la moda y te convertiste en un icono a una edad muy temprana. ¿Puedes contarme más sobre tu camino para descubrir tu estilo?

Selena Gomez: ¡Tengo que decir que fui bastante libre! (risas)

Tainy: ¿Cuál es tu canción latina favorita?

Selena Gomez: Obtener un Sí de Shakira. Es de su álbum de 2005 (Fijación Oral, Vol 1).

Vaquera: ¿Cuál fue el primer CD que tuviste?

Selena Gomez: Britney Spears, Baby One More Time. (Risas) ¡Estaba obsesionada! También fue mi primer concierto y toda mi habitación estaba inspirada en Britney. Incluso mi pequeño interruptor de luz tenía algo de Britney… En realidad, la conocí hace unos años y era como una niña pequeña otra vez.

@videosofgomez: ¿Qué te llevas de la década de 2010?

Selena Gomez: ¿La década? Dejar atrás a esa chica que era, ya sabes, muy tímida, débil, abusada y silenciosa. Y ahora estoy entrando en lo que quiero llegar a ser; estoy dejando atrás a esa chica. Le estoy dando un abrazo. Soy quien soy y no hay más.

Brianna Capozzi: Ahora que todos estamos tan sintonizados con nuestros teléfonos y seguidores, ¿cómo te proteges de perder de vista lo que es importante?

Selena Gomez: Bueno, no leo nada, no leo nada en particular. Ha sido un poco difícil, porque estaba acostumbrada a leer todo durante mucho tiempo. Pero no lo hago, y lo digo en serio. Sabes, cuando descubrí que (Rare) estaba recibiendo grandes críticas, aprecié escucharlo, pero no puedo prestar atención: en el momento en que lo hago me empiezo a sentir insegura y vacía. Es mucho más agradable no saber a veces.

@amazingsgomez: ¿Cuál es tu canción favorita en el nuevo álbum?

Selena Gomez: Vulnerable. No sé de dónde lo escuché, pero (alguien) dijo que era el corazón del álbum y fue un gran cumplido para mí. Creo que se explica por sí mismo, pero soy yo la que dice que estoy dispuesta a darme más, así que, ¿eres capaz de manejar lo que soy y lo que necesito como mujer? (Porque) no toleraré menos.

Simon Porte Jacquemus: ¿Cuál es tu canción francesa favorita?

Selena Gomez: Angèle, Balance Ton Quoi.  Y tengo que decir La Vie en Rose, porque es simplemente impresionante.

Brianna Capozzi: ¿Quién te hace reír tanto que te duele el estómago?

Selena Gomez: Oh Dios… ¡Amy Schumer! Y una de mis mejores amigas, Liz. Está muy loca.

Vaquera: ¿Cuál es tu raza de perro favorita?

Selena Gómez: ¡Me encantan todos los perros! Tengo un Maltipoo ahora mismo, así que voy a ser un poco subjetiva y decir Maltipoo.

José Antonio Vargas: Como un indocumentado que habla con diversas audiencias todos los días, me gustaría saber qué historias de Living Undocumented han resonado más con el público.

Selena Gomez: Bueno, la razón por la que tuvimos ocho familias (en la serie) fue que estaban dispuestas a arriesgarse para hacer esto, porque creían en el mensaje. Creo que las mejores historias que he escuchado son de personas que tal vez ni siquiera se han tomado el tiempo de entender ese lado de lo que está pasando, personas que están tan conmovidas por ello que tal vez no estaban en la misma página, si eso tiene sentido. Al mismo tiempo, estas familias que forman parte de la serie, (ahora) pueden ver lo que han hecho por el país, es algo realmente notable. La gente se me acerca por la calle y me pregunta cómo pude hacerlo y si hay alguna manera de ayudarles y, ya sabes, tengo recursos: están estos dos abogados increíbles, estas mujeres que fueron trabajadoras sociales y que fueron realmente amables. Ser capaz de llevarlos a esas personas significa mucho.

¿De qué manera las familias del programa, y tu propia familia, son completamente americanas?

Selena Gomez: Porque creen en el sueño americano. No quieren causar daño: este es uno de los países más grandes por esa razón. Y escucharlos estar tan orgullosos de ser parte de nuestro país es muy bonito. Sólo quieren vivir una vida sana y segura con sus familias e hijos. Están contribuyendo en enormes, enormes cantidades.

Brianna Capozzi: ¿Con quién te gustaría estar atrapado en un ascensor?

Selena Gomez: La princesa Diana. Era una guerrera; me encantaba todo lo que hacía. Hay una entrevista que nunca olvidaré en la que dice: «Sólo quiero ser la reina de los corazones de la gente». Sabes, no necesariamente le importaban todas las reglas que se le imponían.

Emily Segal: Me encantan las historias de ella yendo a los clubes gay de Londres en drag.

Selena Gomez: Sí, es como: ¡vamos! Ella es tan… Ugh! No puedo creerlo. Ojalá estuviera aquí.

¿Cuál es tu canción favorita del karaoke?

Selena Gómez: Cualquiera de Cardi B. La quiero tanto, es tan divertida y brillante. Me convierto en un personaje, puedo disfrutar fingiendo que soy una gran rapera, aunque en realidad no lo soy.

@selenatorslatinas: ¿Qué canción de tu nuevo álbum refleja mejor tu crecimiento personal y muestra tu fuerza como persona?

Selena Gómez: Tendría que decir Vulnerable de nuevo. O tal vez Ring, que tiene tanto descaro: (normalmente) soy muy tímida pero creo que esa canción me representa cuando estoy como: “Estoy bien teniendo el control y sabiendo que tengo la capacidad de decidir”, pero también, ya sabes, esperando lo mejor. Espero lo mejor y me merezco lo mejor.

Emily Segal: Una de las cosas que me sorprendió escuchar en tu entrevista de Beats Apple el año pasado fue que le enseñaron tu canción (A Sweeter Place) a Kid Cudi sin tu permiso. Me sorprendió un poco.

Selena Gomez: A mí también. Tengo miedo al rechazo y hablamos de ello, pero no tenía la suficiente confianza. No volverá a suceder, porque tuvimos una conversación muy, muy seria. Sin embargo, cuando funcionó, estaba tan emocionada, que fue un sueño hecho realidad.

Katherine Langford: ¿Qué te gustaría hacer dentro de diez años?

Selena Gomez: Espero hacer más trabajo filantrópico, mientras mantengo un sano equilibrio de las cosas que disfruto ahora. Creo que será una sorpresa. Pero espero ser súper feliz y crear cosas buenas para el mundo.

Emily Segal: Espero que para ti también, de todo corazón.

Selena Gomez: ¡Gracias! Esta es una de las mejores entrevistas, creo, ya que no me preguntasteis cuál era mi color favorito. (Risas)

Selena, elegida por TIME como una de las mujeres que están cambiando el mundo

Selena, elegida por TIME como una de las mujeres que están cambiando el mundo

La revista TIME ha presentado su nuevo proyecto especial: una revista y documental dedicado a 46 mujeres que están cambiando el mundo de diversas formas, entre las que se encuentra Selena. Con el sobrenombre de «The Tastemaker» (la que marca tendencia), Selena se encuentra en esta lista por ser la primera persona en alcanzar 100 millones de seguidores en Instagram. A continuación puedes ver un pequeño vídeo preparado por TIME, y debajo, leer una parte de la entrevista traducida.

Mi madre hacía un montón de teatro cuando yo era pequeña. Así que creo que para mí, actuar era algo instintivo. Me encantaba poder hacer reír a la gente, y si alguien estaba triste, no me gustaba. Siempre intentaba hacer sentir bien a la gente, hacerles sentir algo. Así que cada vez que veía a mi madre actuar, pensaba: «Quizá tendré la oportunidad de hacer eso algún día». Solía usar mi barrio entero como mi escenario.

Cuando empecé a trabajar de cría, mi madre era la persona en mi vida que me guiaba. Entendía que actuar era un trabajo, que me divertiría, que lo disfrutaría -y que si ya no lo disfrutaba, entonces debería dejar de hacerlo. También tenía que ir al colegio. Esa es la base sobre cómo crecí. Había momentos en los que tenía que comportarme como un adulto, pero cuando estaba en el set de grabación, me sentía como una niña.

Me alegra haber crecido en el tiempo en el que lo hice. Creo que ahora es muy duro ser un niño, especialmente con las redes sociales. No me puedo imaginar cómo sería crecer con eso. Ya es bastante difícil levantarse cada día y sentirse a gusto con uno mismo sin ver los momentos memorables de la vida de los demás. Por eso me gusta ser vulnerable con mis fans en las redes sociales. Me gusta que me hayan visto cometer errores. Trato de usarlas como una forma de conectar con ellos. Eso es todo lo que puedo hacer. Espero que sepan que ser fuerte no significa que tienes que ponerte una careta. Ser fuerte es ser vulnerable.

Selena habla de su nuevo disco en una entrevista para los Grammys

Selena habla de su nuevo disco en una entrevista para los Grammys

Selena ha concedido una nueva entrevista al portal de los Grammys, en la que habla un poquito más sobre cuándo podemos esperar que se estrene su nuevo disco.

Selena Gomez ilumina una habitación como solo una verdadera superestrella puede hacerlo. Tanto, que tienes la sensación de que tiene ese mismo extraño efecto en todas partes, ya sea en estudio de grabación, en el set de una película o en una sesión de fotos.

En lo que se refiere a su música, la cantante y compositora de 25 años ha satisfecho a sus fans en 2017 con el lanzamiento de dos mega singles, «Bad Liar» y «Fetish.» ¿Son estas «gotitas de agua» -como ella misma los llama de forma afectuosa- una pista de que algo más grande está en camino? «Van a venir cosas especiales», dice con una sonrisa.

Nos encontramos con la multitalentosa cantante/compositora/actriz para descubrir que las semillas de «Fetish» fueron plantadas hace años, dónde está su mente en lo referido a un nuevo álbum, su plato de cazuela favorito y la época a la que Selena Gomez realmente pertenece.

«Fetish» ha sido elegida como una de las canciones del verano por muchos medios. ¿Qué te hizo querer colaborar con Gucci Mane en esta canción?
La verdad es que trabajé con Gucci hace seis años en una película llamada Spring Breakers. Él se largó durante algún tiempo… y yo le amé (se ríe). Pero yo siempre he sido una gran fan… hicimos una videollamada en Miami y le pregunté si podía enviarle algunas canciones. Siempre ha sido muy franco en cuanto a sus gustos musicales. Le envié tres canciones e inmediatamente le atrajo «Fetish».

Dos días más tarde, me escribió para decirme que había terminado su estrofa y me la envió. Estaba como, «¿Te gusta? ¿Debería cambiar algo?». Fue súper dulce. Pasó de manera orgánica, que creo que es la mejor manera de colaborar con cualquiera, encontrando una base mutua. Y esto se convirtió en «Fetish».

https://twitter.com/RecordingAcad/status/904011435310800897

Hablando de lo cual, acabas de lanzar el remix de «Fetish» con Galantis. ¿Qué desencadenó eso?
Los remixes son muy importantes para mí. Mi primer single cuando tenía 16 años fue «Naturally», y era un poco una canción de dance electrónica. No era realmente así de prevalente, pero los remixes se volvieron muy populares. Esa fue la primera área en la que obtuve reconocimiento, y se convirtió en un gran espacio para que todos pudieran estar. Creo que cuando hago una canción sé si será un remix apropiado, ocurre de una manera en la que quiero que la gente más top forme parte de ella, o ver quién quiere hacerla, claro. Luego tienes que mandarla adonde quiera que estén, y luego de un lado a otro. Este remix con Galantis ocurrió de esa forma. Todas las canciones que tengo, siento que hay un remix favorito.

Has dado pistas sobre una colaboración con Marshmello. Y a principios de año lanzaste «It Ain’t Me» con Kygo. ¿Qué te inspira para ir en una dirección EDM?
Creo que es divertido trabajar en todas los espacios. En este punto, soy muy afortunada por poder experimentar en diferentes áreas. Con «Good For You,» y luego con «Bad Liar» y luego «Fetish», siento que puedo estar en distintas áreas con el tono que tengo y descubrir con quién me gusta trabajar y la historia que hay detrás. Quiero tener una voz en distintas áreas en las que siento que hay algo con lo que me puedo identificar. Además, me encanta la gente, así que… Te relacionas con gente y quieres trabajar con ellos porque son geniales. Eso también ocurre. Siempre he querido intentar cosas diferentes con mi música.

Los detalles de un nuevo álbum han sido escasos. ¿Puedes revelar alguna información nueva?
Por lo que respecta a un álbum, creo que la gente -especialmente mis fans- digieren la música demasiado rápido. La música en la que he estado trabajando, la verdad es que creo que tengo un álbum completo. Pero aún hay una parte de mí que quiere asegurarse de que lo que voy a decir es todo lo que quiero decir, porque luego no hay forma de retractarse de lo dicho. Y no es tan fácil de hacer cuando eres mayor. Siento que cuando eres más joven, puedes ser un poco impresionable y decir cosas que luego puedes retirar. Pero ahora estoy controlando lo que digo más que nunca. Y eso es importante. Ahora las palabras tienen mucho más peso. Así que estoy un poco nerviosa. Estoy esperando a ver cuál es el momento adecuado.

Así que si estuviéramos apostando, ¿podríamos ver un álbum para final de año?
No sé si para final de año. Quiero decir, van a suceder cosas especiales. Hay pequeñas cosas que están al venir. Conociéndome, y todo el mundo que me conoce lo sabe, podría decir, «Vamos a lanzar el álbum la semana que viene». Y ellos sacudirían la cabeza y dirían, «Está bien, hagámoslo. Es Selena». La historia de mi vida (se ríe).

En las 73 Preguntas de Vogue, mencionaste que si no estuvieras en el mundo de la música o el cine, serías chef. Si tuvieras que organizar una cena, ¿con qué improvisarías?
Me encantan los platos de cazuela. Probablemente llevaría mucho queso. Tendría una tabla de quesos. En realidad, la temática de mi cena serían los quesos -guisados, pan con queso, tomates.

¿Cuál es tu guisado número 1?
Probablemente mi plato de pollo, queso cheddar y brócoli.

Has mencionado previamente que sientes que has nacido en la época equivocada. ¿En qué época debería haber nacido Selena Gomez?
Creo que todo el mundo se siente de esa manera alguna vez en su vida. Tengo periodos en los que voy por fases. Oscila entre principios de la década de los 70 y quizás finales de los 60. Y se debe en gran parte a la música, creo, por cómo me hace sentir. Y con todo lo que estaba ocurriendo, la atención que suscitaba la tecnología y el cine. Creo que esa época sería guay.

Selena es la portada de la edición de septiembre de InStyle USA

Selena es la portada de la edición de septiembre de InStyle USA

Después de la edición estadounidense de Vogue, InStyle será la siguiente revista en la que Selena será portada este 2017. En ella Selena ha aprovechado para presentar su bolso, resultado de la colaboración con Coach, además de hablar de su retiro para cuidar de su salud, su novio, sus proyectos y más.

FOTOS [HQ]:

Selena Gomez llega al Hotel Sunset Tower en Los Ángeles, y juro que parece más alta. Lleva un vestido de rayas de Free People y tacones, por supuesto -una chica no consigue más de 123 millones de seguidores en Instagaram sin estar mona. Pero es algo más sutil que eso. Ella parece más… crecida.

Pide una ensalada de remolacha («Estoy cuidando de mi salud últimamente. Mis abuelos y yo siempre comemos barbacoa al estilo de Texas», dice, acompañando su escasa comida con un encogimiento de hombros como diciendo ¿qué le voy a hacer?). «La verdad es que viví en el Sunset Tower durante tres meses», explica, «Estaba pasando por unos momentos muy duros en mi vida y decidí vivir aquí».

Entrevisté por última vez a Gomez hace cuatro años para otra revista. Me llevó a Hooters, donde ella era un cliente habitual. Pidió pepinillos fritos. Tenía el pelo largo, llevaba un gorro de lana y manchó de ketchup su camisa de cuadros. Grabamos un pequeño vídeo juntas, y ella trajo una bolsa de ropa de su casa, incluyendo prendas de su colección Dream Out Loud.

Eso fue, claro, hace tiempo. En medio de una tormenta de fama y redes sociales, Gomez ha encarado la ola y la ha surfeado. Su «bolsa de ropa de su casa» ha evolucionado en contratos con Pantene y Coach; Hooters es ahora el Sunset Tower. Este verano ha ido lanzando nueva música tan esperada como el respirar, al mismo nivel que Adele. Y, por supuesto, su primer novio público, Justin Bieber, es historia. (En el momento de nuestra entrevista, lleva seis meses con Abel Tesfaye, aka The Weeknd).

Pero continuando con la metáfora trillada del océano, los 10 años de Gomez en el ojo público no ha sido un paseo en mar en calma. El año pasado pasó tres meses en un centro de tratamiento de Tennessee por depresión y ansiedad. A los 25, está reconciliando sus años de estrellato con las demandas emociones de su vida adulta. Así que es con cierta ironía que ella mira una foto suya de mi carpeta y dice, riéndose secamente: «Todavía tengo la habilidad de parecer una quinceañera».

Gomez tiene un poder particularmente potente: Su fama no viene solo de lo que crea, su aspecto o con quién sale, sino de cómo ha sufrido y cómo se ha levantado. No es una gran defensora de esa especie de fama temprana que ella experimentó en la serie de Disney Los Magos de Waverly Place. «Creo que es realmente disfuncional estar en esta industria a una edad temprana, en la que estás descubriendo quién eres. No lo recomiendo».

Pero de alguna manera Gomez ha condensado inconscientemente todo eso en una especie de elixir, con el que no solo alimenta a sus fans, sus colaboradores y su negocio sino que también le hace sentir mejor a ella. Pero dejaré que ella te hable de eso.

LAURA BROWN: ¿Todavía vas a Hooters?

SELENA GOMEZ: ¡Sí! Pero no demasiado. Ahora cuando me premio a mí misma, que lo hago 100%, es más como: «Voy a salir con mis abuelos», en vez de: «Ey, vamos a Hooters cinco días a la semana porque estoy obsesionada con cualquier cosa que esté frita». Estoy intentando cuidar de mí misma un poco más.

LB: No puedes hootear todo el tiempo.

SG: No puedes. Por mucho que lo disfrute.

LB: Las cosas han cambiado un montón en los últimos cuatro años -todo parece mucho más grande.

SG:  Lo sé. En Instagram mis fans publican throwbacks de todos esos vídeos antiguos, y me emociono mucho porque pienso: «Guau, mi vida es tan diferente ahora». No digo que sea malo, pero es una locura. De verdad que lo es.

LB: ¿Es mucho de lo que ocuparse -saber que eres todo un negocio y que tanta gente depende de ti?

SG: Puede ser un poco abrumador, pero trato de equilibrar todo lo que me hace feliz. Si formo parte de un buen proyecto, puedo confiar.

LB: Te has puesto tus pantalones de chica mayor. ¿Cómo se siente?

SG: Mis pantalones de chica mayor están bien. Son de cintura alta (risas).

LB: ¿Cuándo fue la última vez que andaste por ahí sin ser reconocida?

SG: Sinceramente, si veo una película con mis amigas en pantalones de chándal, está bien. Pero cuando estoy haciendo promoción y me han peinado y maquillado durante dos horas, es algo así como obvio.

LB: Acabas de cumplir 25; ahora entras en tu siguiente cuarto de siglo de vida.

SG: A veces desearía que los números no existieran, porque algunos días siento que tengo 15 años, y luego otros días me despierto y tengo 40. Es rarísimo, cómo un año puede cambiarlo todo. El año pasado cancelé mi gira y desaparecí durante 90 días, y fue lo mejor que podría haber hecho. No tenía móvil, nada, y estaba asustada. Pero fue increíble, aprendí mucho.

LB: Noventa días es mucho tiempo.

SG: Todo lo que me importaba, me dejó de importar. Salí, y estaba como: «Vale, ahora solo puedo ir hacia adelante». Y aún hay días. Voy a terapia. Creo en eso y en hablar sobre cómo estás. Pero ahora estoy en un lugar muy, muy saludable.

LB: ¿Cómo era estar ahí? ¿Fue un shock cultural volver a tu vida?

SG: Estaba en el campo y nunca me arreglaba el pelo; formé parte de terapia con caballos, lo cual es precioso. Y fue duro, obviamente. Pero sabía lo que mi corazón estaba diciendo, y pensé: «Vale, creo que esto me ha ayudado a volverme más fuerte para otras personas». Cuando salí, me invitaron a ir a los American Music Awards, y todos a mi alrededor me decían: «Haz lo que te haga sentir cómoda». No quería que mis fans tuvieran una visión negativa sobre cuidar de ti misma, así que fui, y te diré que la primera vez pisando esa alfombra fue algo abrumador. Sentí que mi espalda estaba sudando.

LB: Cuando estabas haciendo promoción para la serie de Netflix en la que eres productora ejecutiva, 13 Reasons Why, dijiste: «Cuanto más mayor me hago, más insegura soy». Dime por qué.

SG: Eso es lo que trabajo en terapia sobre todo. Por las redes sociales, por toda esa presión que tienen las chicas, es tan difícil. Es bueno estar conectado, ver cosas, y tener una idea de a qué se están dedicando tus amigos. Pero también permite a la gente pensar que necesitan verse o ser de una cierta manera. Recuerdo que cuando tenía mi serie de Disney, simplemente iba por ahí sin importarme nada y haciendo a los niños reír. Estaba en todos lados. Y ahora el zoom se acerca más -tienes a gente horrible tratando de conseguir cosas negativas de ti, y la energía te hace sentir mal contigo misma. No puedes evitarlo. Es muy difícil descubrir quién eres con toda esa presión.

LB: Una gran parte de tu fama viene de tu franqueza. ¿Cómo sabes qué compartir y qué no?

SG: Tenía la posibilidad de dejar que me volviera loca y me destrozara, o simplemente me permitiera a mí misma tener conversaciones reales con la gente. Así que llegué a un lugar donde tengo esta plataforma, y todavía puedo hacer lo que me gusta y conectar con la gente que sienten que han crecido conmigo. No compartiré cosas que no quiero.

LB: ¿Cómo te trata la gente en tu lugar de origen, en Grand Prairie, Texas? ¿Has vuelto ahí a menudo?

SG: Acabo de ir para el cumpleaños de mi ahijado. Fue increíble. Voy a los mismos restaurantes a los que solía ir, y ellos dicen: «¡Bienvenida a casa, señorita Gomez!» Cuando voy, veo a mi familia y me quedo en casa con mis abuelos, comiendo comida casera y paseando por el parque. Es muy desconectado.

LB: Parece que estás realmente feliz ahora mismo con tu novio, Abel.

SG: La verdad es que sí. Es genial. No dependo de ninguna área de mi vida para que me haga feliz. Es muy importante para mí amar y nutrir a mis amigos y mi familia y asegurarme de que nunca me dejo influenciar por un chico. He querido estar en un espacio fuerte durante años, y nunca lo he estado. Antes, era demasiado joven e influenciable, y me sentía insegura. Quieres a alguien que sume a tu vida, no que la complete, si eso tiene sentido. Tengo suerte porque él es más mi mejor amigo que otra cosa.

LB: Escribiste en una publicación reciente de Instagram: «Por fin he librado la batalla de no ser suficiente».

SG: Eso vuelve a donde estoy en mi vida -por supuesto que me importa, pero cada vez me importa menos y menos, y eso es tan liberador. Mi subsistencia no puede depender en «¿Les gusto?». Cuando estaba en Disney, era como: «Oh, ¿no les ha gustado?». Hiere tus sentimientos.

LB: ¿Cómo aprendiste a defenderte?

SG: He aprendido el poder de decir no -me siento poderosa cuando lo dijo. Recientemente me encontraba con gente de mi discográfica, y miré hacia abajo en la mesa y dije: «Respecto vuestras opiniones, pero me vais a permitir dejarlo aquí por hoy. Dadme unos días para pensar en ello». Y salí por la puerta sintiéndome como Anne Hathaway en El diablo viste de Prada, como: «¿Acabo… de hacer eso?». Me sentí bien porque no estaba siendo irrespetuosa. Solo sincera.

LB: Has sacado nuevos singles y tienes un disco en camino. ¿Quieres salir de gira de nuevo?

SG: Sí. Ir de gira es una de las partes más bonitas de hacer música. Ver las caras de la gente, conectar con ellos, es tan -ayer me emocioné mucho en mi Instagram sobre mis fans.

LB: Y también tienes algunos proyectos de moda este otoño -háblame sobre el bolso que has diseñado con Coach,

SG: El director creativo de Coach, Stuart Vevers, es un ángel. Era tan abierto al resolver nuestra colaboración. Si estoy trabajando en una película, o escribiendo o produciendo o en moda, quiero estar rodeada de las mejores personas para que pueda crecer. Estoy muy orgullosa de lo que hemos creado.

LB: Cuando tienes una gran cantidad de premieres a la vuelta de la esquina, ¿dedicas un día a simplemente probarte ropa?

SG: Sí. Es divertido porque mis amigas vienen conmigo, y comen patatas fritas, mientras dicen: «¡Ese es muy chulo!». Y yo estoy como: «¡Lo sé!». Es un pequeño desfile, básicamente.

LB: 13 Reasons Why va a tener una segunda temporada. ¿Te esperabas las opiniones polarizadas sobre el proyecto cuando te uniste a él?

SG: No pensé que estallaría de la manera en la que lo hizo, tanto positivamente como, obviamente, de manera polémica. Así que para la temporada 2 contestaremos muchas de las preguntas que han surgido. Y creo que si nuestra serie es capaz de comenzar una discusión a la hora de la cena, incluso si solo es «Eso es horrible» o «Eso ha sido genial», al menos es comenzar una discusión. Asustó a la gente, pero es realmente importante.

LB: Agradezco que no pierdas el tiempo. Podrías simplemente lanzar música de vez en cuando y protagonizar una comedia romántica. Pero siempre estás embarcándote en cosas que son más reales.

SG: Eso es simplemente porque en mi vida han pasado muchas cosas. He tenido momentos donde he sentido: «¿Por qué puedo hacer esto cuando otras personas tienen tres trabajos para conseguir lo que necesitan?». Me he criado con una madre y un padre y una familia que trabajaba muy duro -fui testigo, ¿sabes? Me mantenían todo lo feliz que podían, pero hasta que tuve 16 o 17 años, fue muy duro. Así que quiero usar mi voz para formar parte de cosas y para hablar de ello, ya sea sobre salud o felicidad o ONGs. Si tengo esta plataforma, ¿por qué no debería usarla?

LB: ¿Cómo de ambiciosa eres?

SG: Mucho. Ya no tengo miedo de equivocarme. Porque prefiero decir: «Defiendo esta posición». No tienes que tener miedo de cometer errores porque así es como descubres las cosas. Soy ambiciosa en todas las áreas de mi vida. Quiero ser mejor hija, mejor amiga, mejor influencer. Quiero sentir algo.